AUNQUE TENGAMOS LA DURACIÓN LOS CERILLOS, PREFIERO PENSAR QUE TODAVÍA TENEMOS EL TIEMPO PARA APAGARNOS COMO CIRIOS.

mcginley_running_sunset_2007-3936

Escrito por Rasé.

 

“El hombre complica cada uno de los dones de Dios.”

Diógenes

Para que decirlo,

para que abrir la boca si tus oídos sólo saben leer los  silencios

y tus manos sólo sirven para despedirse mientras

mueres soñando con ese tren que todavía no parte

porque  apenas los años son un ensayo,

un boceto, un simulacro sobre lo que será tu carne

ya disfrazada de tantos  lenguajes y  fotografías que

jamás supieron hacerse tatuaje

y sólo sirvieron para

volverse idea

que también es estela y vela y tela de

palabras que riegan los jardines que

no mueren porque nunca tuvieron vida;

Porque con(vencidos) nos fuimos arrastrando

a ese extraño vientre de lo nonato / de lo no apto para

menores de edad y el imaginario de un temblor

de un profundo dolor

qué hace vibrar otros edificios que no son estos,

otras calles que no son estas,

otras casas que no lo son.

 

Para que decirlo,

para que romperse la cabeza en mil pedazos contra los muros

y replegar las alas contra el cuerpo si

aún el sol sigue quemando

con la misma radiación cancerígena

que advierten todos los bronceadores;

para que las razones

para que la permanencia,

para que las sillas, sillones, salas de espera

para que

para que evitar las contradicciones

si construir civilizaciones en una noche

sólo para destruirlas (como Nerón)

es lo mismo que morir después de una larga vida;

Porque la plenitud no se ofrenda en

dimensiones abarcables como el mar

-quiero decir que-

no se trata de medirse en cantidad

sino en retacar el significado efímero del palíndromo que somos todos

esa lectura en reverso que del modo en que lo veas habla de nosotros

ese constelar artificial  de un cielo

iluminado en año nuevo

que al segundo de ser,

es humo

y luego negro

y luego cielo

otra vez.

 

Para que emitir señales de humo entre  líneas

de un montón de cartas & poemas recargados

y ensayos y  libros

y pinturas y garabatos

y cuevas y huecos

y arte en todas sus hormas

si de todas formas los días no saben nadar

y las horas se disocian

con la facilidad

de un aspirina

sumergida

en un vaso de agua.

 

 

Para que decir siempre

no a lo nuevo

y retornarse de cara una vez más

al -de nuevo-

y cantar esa canción

que dice:

 

“Uno

siempre vuelve

a las cosas simples

donde amó la vida.”

 

Para que, digo,

todo para que

si siempre nos estamos yendo.

 

 

 

 

Anuncios

NUEVO LIBRO: Lágrima de Caníbal

lagrima de.jpg

*

Comencé a escribir hace 4 años.

Mi intención era simple:

TRANSMITIR mi sentir del mundo a los demás y persuadir a mi alrededor a través de ideas. Ideas que  una vez que pasaban por la maquinaria de la imaginación, quedaban manufacturadas en versos. Versos que en realidad (para mí), no eran versos sino escenas, largas narraciones  de un adolescente inconforme.

*

Nunca aprendí a tocar el piano,

ni la guitarra,

ni siquiera una tornamesa para ser DJ

Yo lo que quería hacer,

era ser un poeta,

buscar con palabras reventar los auditorios.

Ser un glam, un boxeador, un rockstar.

*

Para ese entonces no entendía lo que hacía. Había empezado a escribir para conseguir un fin utilitario: enamorar, enseñar, construir mi personalidad a través de las palabras.

*

Decidí finalmente escribir para despertar algo de mí en los demás.

Comprometerme de verdad con el peso y la resonancia de las palabras.

Me di cuenta que no importaba en sí, a quien iba dirigido el texto.

Me di cuenta que no tenía que escribir cartas, manifiestos para cambiar o persuadir al mundo.

Al mundo no le interesa lo que digas, lo que pienses.

El mundo sólo te escucha si tú decides escucharlo.

Callarte por un segundo y escucharlo.

Y ahí es cuando topé con ello :

En tanto más personales eran los textos que rayaba en mis cuadernos, más universales y comprensibles se tornaban para todos los que se daban el tiempo de leerlos.

La poesía es incendiaria en sí misma.

*

Encontré a muchos poetas, entre ellos: Vicente Huidobro, Fausto Alzati Fernández y Mario Santiago Papasquiaro.

A ellos los he elegido como coordenadas claves del poemario (aunque en realidad las referencias internas son tan extensas como mis años o mis ojos o mis oídos y mi experiencia).

*

La búsqueda de un estilo  propio ha sido otro proceso del cual no vale la pena hablar (por el momento).

Mis caminos de creación se han bifurcado a otros espacios que no se fronterizan.

Se abren a horizontes nuevos.

*

Lágrima de Caníbal puede que sólo sea un eco de mi vida.

Un álbum de estampas de mis autores favoritos contando desde sus perspectivas poéticas lo que yo he vivido y crecido todos estos años. (Porque no soy yo, sino ellos, los que han escrito esto.)

Lágrima de Caníbal esta destinado a ser mi primer libro post mortem (habrá que esperar para comprobarlo).

Lágrima de Caníbal es la selección íntima de poemas que he tejido -después de varias decantaciones-  para dar a conocer mis primeros trabajos dentro del largo periodo de autoconocimiento de mi primera juventud.

En inglés creo que lo llaman -Coming of age-.

Y aunque el autoconocimento es tan extenso como la vida misma;

También creo que es fácil de reconocer (el cambio interno) cuando uno se mira al espejo y es justo ahí donde se vuelve necesario contemplarlo, acariciarlo.

*

Hoy escribo otro tipo de cosas [sí, cosas], aunque las dudas y la frustraciones siguen siendo las mismas de siempre. El pasado quizá no es nuestra mejor carta de presentación, pero sin duda alguna, es un baúl digno de escarbar. Hay tantos demonios empolvados con los que podríamos ornamentar nuestra existencia, que sería un completo desperdicio intentar borrarlos.

Por esta misma razón publico este libro.

*

Ahora, sin más preámbulos..

Los dejo con el lamento cavernícola que no termina de comprender

¿Qué hacemos aquí?

HAZ CLICK EN EL LINK DE ABAJO PARA ADQURIR EL LIBRO:

Lágrima de Caníbal (PDF) Tarumba Ed.

ES GRATIS, PAGA CERO PESOS